Vinos de Aragon

Si hay algo en lo que destacan los Vinos Aragoneses es por su gran calidad y variedad. Unas variaciones de clima y temperatura, no sólo del invierno al verano, sino de la noche al día, junto con unos terrenos pedregosos, hacen que los Vinos de Aragón sean cada vez más premiados tanto nacional como internacionalmente.

Aquí os dejamos esta guía para que conozcáis al detalle las cuatro Denominaciones de Origen de Aragón de Vino.

¿Por que un vino de Aragón?

Los vinos aragoneses son unos de los vinos más reconocidos tanto nacional como internacionalmente gracias a la fama de la que gozan variedades autóctonas como la Garnacha.

Los vinos de Aragón están en un gran momento, uno de los mejores de su historia. Cada poco tiempo y cada vez que hay algún concurso, o asociaciones o guías como la Guía Peñín hacen balance de la añada, se suceden continuos premios a la DO Aragonesas.  Y si los enólogos y bodegueros siguen trabajando de la mismo forma, el protagonismo y la fama de nuestros vinos seguramente será mucho mayor.

Por eso mismo, y porque los vinos de Aragón son unos de los mejores de España, os hemos preparado esta guía para dar a conocer a todo el mundo estos caldos de tanta calidad.

¿Cómo son los vinos aragoneses?

Al estar divididos en cuatro Denominaciones de Origen, como son El Somontano, Campo de Borja, Calatayud y Cariñena, con unos climas bastante diferenciados, sobre todo los de la zona del Somontano, los vinos son muy diferentes entre sí. Además tenemos, gracias a el cultivo del vino desde la antigüedad, variedad de uvas autóctonas, como la mencionada Garnacha, originaria del Campo de Borja y Cariñena, o la Moristel y la Parraleta del Somontano.

Por ello las cualidades y características de los vinos de Aragón son diferenciadas entre sí. Aun con todo, hay unas propiedades que son comunes.

  • La acidez: En Aragón el invierno es muy frío y prolongado, lo que hace que la acidez sea muy bien conservada dentro de la uva. Puede parecer una característica negativa, pero en el vino es todo lo contrario. Hace que las papilas gustativas se activen, que la boca salive y que, una vez hayas tragado el vino, tengas ganas de beber otro trago.
  • La Madurez: Si acabamos de decir que el invierno es largo y frío, pasa lo contrario con el verano, lo cual es algo fantástico para la etapa final de la uva. El calor extremo en Aragón llega solamente un mes o dos al año, lo que hace que justamente en las últimas semanas de maduración de los racimos, en su momento justo, éste haga madurar las uvas de forma óptima, lo que les da ese aroma a fruta madura tan característico.

¿Que uvas se utilizan en Aragón?

 

Las variedades de uva autóctona como la Garnacha tinta y Blanca, el Alcañón, la Moristel, Parraleta, la Cariñena o Mazuela y el Vidadillo o Crespiello (entre otros nombres) son las variedades de uva autóctona de Aragón.  También son cultivadas otras variedades de origen español como el Tempranillo, el Moscatel o el Verdejo y de origen francés como el Cabernet-Sauvignon, la Sirah, Chardonnay o Gewurzstraminer.

Cada vez es más fácil y normal que en los bares de la comunidad se sirvan y oferten vinos de la tierra en primer lugar. Hasta hace poco era muy común que, al preguntar por los vinos en un bar o restaurante, ofrecieran en detrimento de los Vinos de Aragón otras zonas como son la vecina DO Rioja o la no muy lejana DO Ribera del Duero.

Vinos de Aragon
5 (100%) 9 votes